La importancia del yeso en la escultura griega clásica

La importancia del yeso en la escultura griega clásica
Hallazgo de equinodermo silúrico único a nivel mundial en El Bierzo

martes, 25 de noviembre de 2014

PECES PICNODONTES: las mandíbulas trituradoras del Cretácico Inferior

Podían triturar toda clase de conchas y caparazones: desde las conchas de los moluscos hasta los calcáreos esqueletos de los corales. Estos peces patrullaban los fondos marinos del Cretácico. De tamaño y forma  similares al de una piraña, se movían con agilidad en busca de sus presas... Una gran innovación les permitía romper los caparazones de sus presas: la placa vomeriana.....


Aquí vemos a un Gyrodus con su típica forma. Si quieres conocer más sobre estos curiosos peces, pincha en la solapa "Peces pycnodontes".

jueves, 13 de noviembre de 2014

LOS OJOS DEL DEVÓNICO: una innovación tecnológica en el mundo de los trilobites.

Hace 400 millones de años unos primitivos artrópodos habían desarrollado unos ojos especiales, diseñados para escrutar los fondos marinos. La gran novedad de estos ojos es que eran enteramente minerales: un sistema de cilindros de carbonato cálcico cristalizado al estilo del aragonito. Su transparencia y la curvatura de la lente estaba perfectamente adaptada a la luz que le llegaba a través del agua de los mares costeros. 


Los trilobites del grupo Facópida (Phacops) estaban dotados de grandes ojos compuestos formados por hileras de estos cilindros . La imagen obtenida se asemejaría a la de hileras de televisores modernos, que repiten una y otra vez la misma imagen o puede que  fueran capaces de fundirlas parcialmente. Por el momento sólo ellos saben con certeza lo que veían y sobre todo cómo lo veían.

 
Lo que está claro es que en El Bierzo dejaron huellas de su presencia en un ambiente marino costero muy luminoso donde estos trilobites depredadores acechaban a sus presas sirviéndose de esta innovación tecnológica: los ojos esquizocroales.

lunes, 27 de octubre de 2014

UN BOSQUE VIVIENTE DEL CARBONÍFERO EN EL BIERZO: CUANDO LOS HELECHOS FÓSILES VUELVEN A LA VIDA

Los encontramos petrificados en taludes y escombreras por todo el Bierzo. Aquí se vivió hace 300 millones de años una  época dorada... Este fin de semana tuvimos ocasión de conocer cómo quedaron estos grandes helechos fosilizados en los taludes que las explotaciones de carbón a cielo abierto dejan al descubierto. Al retirar capas de carbón aparecen helechos arbóreos con sus raices y la base del tronco en posición de vida.


Pero muy cerca en Pobladura de las Regueras tenemos la suerte de poder ver cómo son y cómo viven sus descendientes en la actualidad: es el VIVERO DE CIUDEN. Allí un grupo de de más de 60 trabajadores ha conseguido reproducir y mantener las condiciones de temperatura, humedad y cuidados que estos delicados helechos requieren.


Un cuidado jardín de Cyatheas y diversas especies de helechos arbóreos traídos de Nueva Zelanda ocupa un alto invernadero. Luis del Riego, que dirige este proyecto nos explicó cómo además han conseguido reproducir en el laboratorio las condiciones más aptas para la reproducción de estos raros ejemplares. A partir de los soros, situados en el envés de los frondes


obtienen y separan las esporas


que después incuban en condiciones controladas de laboratorio, consiguiendo la unión de las esporas
en el interior de tapers...


y obteniendo las nuevas plántulas de helecho


De esta forma se han conseguido más de 1000 nuevas plantas que darán lugar a nuevos helechos arbóreos. Una vez en el interior del invernadero, los grandes helechos, maravillosamente cuidados, nos teletransportan a un pasado  húmedo y pantanoso ...


Llama la atención el porte majestuoso de estas antiguas plantas, que no necesitan flores para llamar la atención: el despliegue de sus frondes, símbolo de las tribus maoríes, es por sí mismo  atrayente.


Este enorme esfuerzo investigador convierte a este vivero en pionero en el cultivo de estos delicados helechos en condiciones controladas. Además es un centro de trabajo con más de 60 trabajadores en plantilla en la zona de Alto Bierzo. No os lo podéis perder!!!
Iniciativas así merecen todo el apoyo de la sociedad berciana y de sus instituciones: ánimo Luis y a todos los que hacéis realidad este sueño!!!


martes, 14 de octubre de 2014

PIRITOEDROS: LA IMAGINACIÓN GEOMÉTRICA DEL SISTEMA CÚBICO.

La PIRITA es un mineral muy frecuente en El Bierzo: se asocia con frecuencia a las pizarras con alto contenido en sulfuros y por supuesto en sulfuro de hierro. Suelen encontrarse en forma de cubos, con frecuencia maclados y rellenando grietas y filones.


Sin embargo la pirita es muy frecuente en otras zonas de España, donde puede encontrarse formando CUBOS  perfectos: es el caso de las espectaculares maclas de cubos de Navajún (La Rioja):



Los cubos suelen aparecer formando bellas MACLAS, algunas de ellas de increíble perfección:

 

El sistema cristalino de la pirita, el sistema cúbico puede dar lugar a más de 60 formas cristalinas diferentes, todas ellas variaciones de las caras del cubo. La más frecuente es el PIRITOEDRO, nombre popular de la forma geométrica  del PENTADODECAEDRO:


Pero a veces el sistema cristalino no es perfecto y las caras no se desarrollan completamente, como ocurre en este PIRITOEDRO PARCIAL:




Más raramente las caras del cubo aparecen triangulares formando  OCTAEDROS, que aparecen bellamente maclados:

A veces las caras de las figuras muestran huellas de crecimiento de los cristales a modo de estriaciones, en lo que se conoce como PIRITA TRIGLIFA:

Es muy frecuente su aparición formando masas o AGREGADOS MICROCRISTALINOS:


Y para acabar, una forma muy frecuente en El Bierzo son las formaciones de PIRITA FIBRORRADIADA o NODULAR, dando lugar a lentejones de tamaño variable y estructura radiada, que pueden en ocasiones contener fósiles en su interior.



jueves, 2 de octubre de 2014

ORTOCERÁTIDOS: los cefalópodos del Silúrico.

En los Ancares no es infrecuente encontrar afloramientos del periodo Silúrico: como recuerdo de estos antiguos mares de hace más de 400 millones de años pueden encontrarse yacimientos ricos en conchas de antiguos cefalópodos análogos a las actuales sepias y calamares. Los Ortocerátidos poseían una concha recta y larga en cuyo interior crecían las cámaras sifonales a lo largo de su desarrollo. Sus hábitos eran de depredadores y podían alcanzar enormes tamaños.



Junto a los Ortocerátidos es frecuente que se encuentren Graptolitos, muy característicos del Silúrico y de gran interés en la datación estratigráfica.


jueves, 4 de septiembre de 2014

HARPES: un mismo género de Trilobites en dos zonas distintas y distantes de España.

El género Harpes es uno de los más increíbles de entre los trilobites: su diseño es absolutamente original y fantástico. Recuerda a las actuales rayas y mantas-raya y da una idea de cómo debía ser su desplazamiento sobre los fondos marinos. Es un género principalmente Silúrico y Devónico. Resulta curioso comprobar cómo formaba parte de los fondos marinos al principio del Devónico en el periodo Emsiense en dos zonas alejadas de la península ibérica. Aquí pueden verse dos ejemplares de Harpes, uno perteneciente al Devónico berciano, que tiene un mayor tamaño y el otro a la formación Polentinos de Palencia (tamaño aumentado, el real es de 1.5 cms):


Harpes procedente del Devónico del Bierzo.


Harpes procedente del Devónico palentino.

miércoles, 20 de agosto de 2014

EL GRAN TEATRO DE LAS ROCAS III: los secretos del Teleno, el Olimpo de los dioses.

Puede verse desde muchos kilómetros de distancia, como un auténtico faro en los mares de Castilla. En realidad es como una gigantesca pirámide escalonada, visible desde la lejanía cuando sus cumbres nevadas señalan la llegada de los primeros fríos invernales. Esta gigantesca masa compuesta por cuarcita armoricana se formó en los mares ordovícicos hace unos 450 millones de años y marca la máxima altura de los montes Aquilianos en la Sierra del Teleno. Su recorrido es largo y complicado y lleno de sorpresas: requiere atravesar interminables canchales de durísima cuarcita. Ya en las primeras elevaciones podemos contemplar un paisaje dominado por antiguos valles glaciares...


De vez en cuando los canchales son atravesados por un canal romano que lleva agua a Las Médulas u otras explotaciones auríferas... El Teleno está repleto de obras romanas destinadas a la minería del oro, no podía ser menos dado su carácter divino...


La cuarcita alcanza en las cumbres su máxima plasticidad de formas y colores, producto de la erosión secular...grandes espinazos rocosos...


Rocas solitarias que se enfrentan al paisaje...


A veces las formaciones imitan un castillo roqueño o una fortaleza incaica que se recorta en el horizonte...


El agua en estado de roca también contribuye al espectáculo...¿Quién podría imaginar un gigantesco iglú atravesado por un arroyo serrano?. Pues aquí puede verse desafiando los calores estivales y mostrando su arquitectura, vago recuerdo de antiguos glaciares...