Explorando las plataformas marinas del carbonífero leonés.

miércoles, 15 de mayo de 2024

BUCEANDO POR EL CARBONÍFERO MARINO DE LEÓN: el final de las plataformas marinas

Esta vez vamos a explorar un Carbonífero más desconocido pero muy interesante: el Carbonífero Westfaliense marino de León. Nos remontamos a  unos  305-315 millones de años, por tanto, un periodo geológico anterior al Estefaniense, en el que abundan los yacimientos de plantas de helechos y licofitas por  todos conocidos.

 


Nos adentramos en un entorno marino, cuando las grandes plataformas marinas de periodos geológicos anteriores estaban siendo comprimidas por el imparable avance de las placas tectónicas : el plegamiento Hercínico u orogenia Varisca. El brutal choque de las dos mayores masas continentales: Laurasia y Gondwana. Al borde de estas plataformas marinas se desarrollaban bosques de licofitas y helechos, continuando la expansión del reino vegetal. Pero estas plataformas marinas albergaban abundantes especies de invertebrados marinos, que a su vez continuaban la evolución de especies de periodos anteriores.


Los trilobites continuaban su camino hacia la extinción y sólo sobrevivieron algunos géneros de trilobites Proétidos. León es una provincia muy rica en yacimientos paleozoicos y también tiene Carbonífero marino. Aquí muestro algún pigidio de estos trilobites proétidos:

 

Pero también hay otros invertebrados característicos como los Crinoideos. Los hay de muy diversas especies. Los más abundantes son los restos de artejos .

Los Gasterópodos también se encuentran presentes:


Y hay una importante variedad de Braquiópodos,  los más abundantes son los Spiriféridos, como éste


Pero también hay numerosos otros  géneros, como estos braquiópodos Rhynchidos:


Esto es sólo una muestra de lo que podemos encontrar buceando sobre los fondos marinos del Carbonífero Westphaliense leonés.






miércoles, 1 de mayo de 2024

MÁRMOL TRAVERTINO DE LOIS: el verdadero valor de la catedral de la montaña leonesa

Hoy vamos a viajar al corazón de la montaña leonesa, en el maravilloso entorno del los "fiordos leoneses". El lugar es un enclave elegido desde hace siglos por la geología y por la cultura: se trata del pequeño gran pueblo de LOIS.

Este bonito pueblo, sobrado de nobleza e hidalguía se conoce fundamentalmente por su maravillosa iglesia, que ha sido bautizada como la "la catedral de la montaña leonesa". Es una especie de "pulchra leonina" de la montaña. 

 


Pero lo que realmente llama la atención de esta construcción dieciochesca, de sobrias formas y armoniosas proporciones, es el material de su cantería:


Lo excepcional de esta iglesia es que sus sillares son de mármol, y no de un mármol cualquiera, sino de una variedad rosada de mármol travertino, intensamente veteado y de un color magenta.


 

 

Este tipo de mármol, con esos pigmentos rojizos de probable origen férrico, no abunda en el norte de España.Tenemos el mármol rosado de San Fiz do Seo (de origen cámbrico) el mármol rosa de Cuevas del Sil (con  calcopirita), ambos de gran calidad y belleza. Para encontrar canteras de mármol travertino nos tenemos que ir al sur y sobre todo a Almería, donde este material es mucho más abundante y se encuentra en numerosas variedades: amarillo "Triana", rosé, pardo, negro, verde, etc.. Las canteras de Macael en Almería son mundialmente conocidas por la calidad y variedad de sus mármoles.

 


Pero lo cierto es que las casas señoriales del pueblo fueron las primeras en descubrir y colocar en sus fachadas este magnífico mármol travertino, lo que les daba el caché a estas grandes familias hidalgas de los Castañón,  y por supuesto la casa palacio de los Reyero.Acebedo:

En el caso de Lois, este bonito travertino procede de la cantera local de Los Altos del Ribero, lo que le confiere su carácter único y especial. No he encontrado información sobre su ubicación y sobre el análisis de la composición química exacta de este travertino.

 

Hay que señalar la proximidad de las minas de cinabrio de Llorada en el puerto de Llorada, en esta misma área. Tanto Lois como el vecino pueblo de Salamón son ejemplos preciosos de pueblos de la montaña leonesa, llenos de sorpresas también geológicas!

SALAMÓN