GeoBierzo 2019

GeoBierzo 2019
Harpes en posición de vida en un fondo marino Silúrico

jueves, 8 de febrero de 2018

PROF. ROBERTO WAGNER: "in memoriam".

El Prof. Roberto Wagner falleció ayer a los 90 años de edad en su querida Córdoba. Ante todo expresar nuestro sentimiento de pesar por la pérdida humana, de la persona entrañable, siempre dispuesta a escuchar y a dar ánimos. Era todo un carácter.
Tras este perfil humano tan cercano se escondía un grandísimo paleontólogo cuyo mundo Carbonífero exploró y al que dedicó toda una vida: se puede decir que la Paleobotánica era su vida.
Nacido en Indonesia , de origen holandés, quedó fascinado por nuestro país y es principalmente aquí donde desarrolló su carrera. Ha descrito y bautizado un gran número de especies paleobotánicas y ha realizado las más completas revisiones del Carbonífero que se han escrito en nuestro país. Consecuencia de sus innumerables expediciones por España, pero también por todo el mundo, ha reunido una impresionate colección de fósiles vegetales de todo el mundo, que se exponen en el Museo Paleobotánico de Córdoba, que él creó y dirijió.
Ha estado en numerosas expediciones en El Bierzo, describiendo géneros y visitando yacimientos. He tenido el placer de conocerle y tratarle. De él siempre me impresionó su aspecto de viejo profesor  con una mente joven e incansable, siempre abierto a todo lo que tuviera que ver con su mundo. Exigente y a la vez amable, iconoclasta y clásico a partes iguales: una persona que transmite y engancha.
Por suerte la comunidad científica le ha demostrado su agradecimiento por su inmensa labor en numerosas ocasiones. Su  gigantesco legado formará parte de la historia de la Paleobotánica.
Vaya esta foto en recuerdo  de una de las ocasiones en que tuve el placer de hablar con él en su despacho del Museo Paleobotánico de Córdoba.



martes, 6 de febrero de 2018

LOS CASTROS PRERROMANOS EN EL BIERZO: en busca del oro en los confines del imperio romano.

El oro, mineral patrón de la moneda y del comercio, ha sido desde la antiguedad un codiciado metal. En el imperio romano, expertos mineros llegados de todos los territorios imperiales viajaron a al Hispania rumbo al noroeste. Guiados por los textos de los Plinios y protegidos por las legiones, llegaron a estas tierras inhóspitas del Bierzo dispuestos a poner patas arriba cuantas montañas hicieran falta. Para ello se ayudaron de sus potentes obras de ingeniería: extensísima red de canales y estanques, minería de oro en todas sus variantes....el objetivo final, la obtención del preciado metal.
Si queremos viajar en el tiempo y aproximarnos a aquellos intrépidos hombres que dedicaron sus vidas a la extracción del oro en El Bierzo, qué mejor ruta que la de los castros prerromanos del oro, que incluye a los pueblos de Castropodame, Turienzo Castañero, San Pedro Castañero y Matachana.
Aquí se muestran los trípticos que se exponen en estos pueblos, donde se indican las rutas y las explotaciones mineras. A ellos ha contribuido Geobierzo, de manos de Paco Arias, y esperemos que sea un aliciente par que todos aquéllos que visiten El Bierzo se den cuenta que hay oro además de en Las Médulas: en realidad las explotaciones de oro romanas están por todo El Bierzo.
En primer lugar va el tríptico de Castropodame, ejemplo de la minería extractiva romana:


En segundo lugar podemos hacer un recorrido por los pueblos de San Pedro Castañero, Turienzo Castañero y Matachana donde de sitúan  los castros vinculados a la extracción de oro:
Y para finalizar, un recorrido por esta ruta, donde sus mentores nos muestran las explotaciones mineras romanas en compañía de los alcaldes y los numerosos excursionistas de estos pueblos. Para ver este vídeo, visitar este enlace:
RUTA POR LOS PUEBLOS CASTREÑOS DE LA MINERÍA DEL ORO EN EL BIERZO

Por último animar a estos pueblos a que sepan conocer y divulgar adecuadamente este precioso legado.