ALTO DE LA CRUZ: una ventana a la geologia y la historia del Bierzo
Mostrando entradas con la etiqueta paleobotánica. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta paleobotánica. Mostrar todas las entradas

lunes, 4 de enero de 2021

GRANDES ESTRUCTURAS PALEOBOTÁNICAS EN EL BIERZO (1): un patrimonio abandonado.

Este 2021 queremos comenzar con un recorrido por algunos yacimientos del Carbonífero berciano, más concretamente el Estefaniense berciano. Durante los útimos años del siglo XIX y especialmente a lo largo del siglo XX la minería del carbón estuvo muy activa por todo el territorio berciano, en el que aflora el carbonífero por múltiples puntos, agrupados en las llamadas cuencas mineras.


Los restos de esta actividad minera han quedado dispersos y abndonados: el rico y variado patrimonio minero, empezando por las propias minas y siguiendo por todos los materiales y estructuras de extracción y lavado del carbón ha quedado abandonado y expuesto a la intemperie y a la depredación.


El Carbonífero da lugar a fosilizaciones que pueden tener gran tamaño y extensión: al quedar expuestos los taludes a la intemperie, estas estructuras sufren el rigor de la intemperie, la lluvia y las heladas y acaban literalmente desmoronándose.

Aquí se muestra un gran tronco de licofita expuesta a la intemperie en Mina Casilda de Alto Bierzo, lugar que conservaba estas espectaculares estructuras.


Gruesos tallos de licofitas aparecían por diversos taludes , una vez retirada la capa de carbón.


No era raro encontrar en los bordes de los caminos las raices de las licofitas (stigmarias) con sus típicos orificios (que algunos viejos mineros denominaban serpientes), algunas de considerable longitud.


Con la exposición a la intemperie estas delicadas raíces se van fragmentando y laminando hasta desmoronarse en su práctica totalidad.


La mayoría de estas estructuras se encuentran o podríamos decir, se encontraban en los grandes cielos abiertos como en Carrasconte (actualmente en restauración) con el consiguiente tapado de taludes. Ya no podremos ver cosas así por allí.


En otros lugares como Alto Bierzo, extensos taludes están expuestos a la intemperie:



En el mayor de los cielos abiertos, La Gran Corta de Fabero, enormes taludes cubiertos por restos de licofitas quedan expuestos a los rigores climáticos:



¿Hasta cuando este abandono?.....





jueves, 30 de enero de 2020

INICIATIVAS GEOLÓGICAS EN EL BIERZO: las aulas geológicas de Fabero y Laciana

Este vienes 31 de enero a las 7:30 h. en el salón de Actos de la Casa deLa Cultura de Ponferrada tendrá lugar una presentación de dos interesantes iniciativas realcionadas con el mundo de la Geología en El Bierzo y Laciana. Se trata de dos grupos que tratan de preservar el patrimonio geominero en dichas zonas, recogiendo muestras de fósiles de las minas a cielo abierto ya sin explotación. Justamente son dos zonas en las que la minería del carbón ha sido la protagonista durante décadas y ha dejado un reguero de instalaciones y sobre todo, de grandes explotaciones a cielo abierto abandonadas. Por parte de Fabero vendrá Joaquín Gancedo en representación del grupo (Jose, Titín, Carmen y Chencho) y nos hablará de esta iniciativa surgida en 2019, con la que tenemos fluida relación. Por otro lado, y en representación de Laciana acudirá Francisco Fernández, quien nos hablará del recorrido de su iniciativa surgida en 2016, recogida en nuestro blog GeoBierzo. No os lo perdáis!
Además podréis ver algunas muestras que traerán al salón de actos!




lunes, 12 de agosto de 2019

UN PASEO POR UN BOSQUE DEL CARBONÍFERO: el jardín Botánico de La Universidad Laboral de Gijón

Hacía tiempo que no sentía la sensación de adentrarme en una selva de helechos arborescentes...Tenía la impresión de volver de nuevo al vivero de Ciuden en Pobladura de Las Regueras en El Bierzo, donde pude comprobar cómo se siembran y se reproducen.
Al entrar en el Jardín Botánico de La Universidad Laboral de Gijón, lentamente nos vamos introduciendo en un bosque de robles muy viejos en cuya base crece un sotobosque de ambiente húmedo...


Es el mundo de los helechos arborescentes, como las Cyatheas...


Algunas nos muestran detalles de cómo se forman los frondes...


Tambiém podemos observar elementos fructíferos similares a los que se encuentran fosilizados...


En esta Cyathea, especie superviviente análoga a lasespecies fósiles del Carbonífero, podemos analizar las cicatrices foliares de la corteza, que quedan tras la caída de los viejos frondes... que nos recuerdan a las cicatrices de Lepidodendron y Sigillaria.

Los helechos arborescentes exhiben un abanico de frondes que se abren formando unas elegantes copas, de gran poder ornamental....

Otras especies alcanzan menores portes, pero mantienen las características de estos fósiles vivientes...

Pero en este botánico también encontramos, en las riberas de los arroyos, a los actuales descendientes de los Calamites, las colas de caballo (Equisetales):


En estos entornos ricos en agua, necesaria para la reproducción de los helechos, también crecen otras especies de helecho, como las lenguas de ciervo...
 

Sin embargo la imponente silueta de los Dicksonites domina el jardín, atrayendo las miradas por la elegancia de sus frondes...

Es muy curioso y original el entorno en el que se han plantado los helechos arborescentes: toda una comunidad instalada en un parque infantil, que consiste en un tobogán en forma de dragón con partes subterráneas.... un mundo vegetal que complementa al dragón y nos teletransporta millones de años atrás.... Un mundo en el que no pueden faltar las libélulas gigantes....

Sin duda es un paseo que, a todos los que apreciamos los fósiles y, en especial, los helechos del Carbonífero, nos ayuda a viajar al pasado...


Es una visita en la que podréis haceros una idea de cómo eran los helechos arborescentes dignamente representados por estos parientes que son auténticas reliquias vivientes....
Para acabar, un pequeño museo sobre la figura de Linneo, perfecto para completar n
uestra visita ...
 rodeado de una laguna.

lunes, 22 de abril de 2019

FÓSILES CARBONÍFEROS DE FABERO: visitables en su Aula Geológica

Hace escasas semanas se ha inaugurado el Aula Geológica de Fabero, una iniciativa de unos entusiastas que con pocos medios y mucha ilusión han recogido muestras de fósiles del Carbonífero, en su mayoría procedentes de la Gran Corta de Fabero, una vez abandonada su explotación. 
Las viejas escuelas de Fabero, que constan de dos pisos rectangulares, acogen esta representación de plantas de este periodo: en la planta baja está montada la exposición y en la alta se realiza la selección y la preparación. En ella destaca un fragmento de fronde de un Diplazites emarginatus de gran tamaño, ejemplar raro especialmente por sus dimensiones y el número de pínnulas que posee.


Destacan también grandes fragmentos de corteza de Sigillaria brardii y de Stigmarias. La visita es una síntesis de los fósiles que podemos encontrar en la Gran Corta de Fabero. Esta iniciativa cuenta con el apoyo del Ayuntamiento de Fabero y forma parte de un complejo visitable junto al  histórico Pozo minero Julia.
Es importante que se potencien estas iniciativas que por una parte rescatan y ponen en valor este importante patrimonio y por otra hacen de él un polo de atracción para Fabero y su comarca.
Para visitarlo hay que contactar con la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento de Fabero y concertar la visita guiada.

Joaquín, Chencho, Tito y Jose son los entusiastas creadores de esta iniciativa: ánimo y enhorabuena por esta excelente idea!


Aquí mostramos el tríptico anunciador:

miércoles, 5 de diciembre de 2018

Santa Bárbara: ¿qué ocurrirá con los paisajes del carbón y del Carbonífero?

Mucho se viene hablando en los últimos días sobre el destino de los paisajes del carbón. Esa roca energética que ha sido la base del despegue económico de las comarcas del Bierzo y Laciana durante tantos años..... Es una pena que todo el esfuerzo de varias generaciones de mineros y de mineras no haya redundado en un desarrollo sostenible de estas comarcas.


Sí, el carbón ha dejado muchas escombreras, algunas inapropiadas por su ubicación, otras antiestéticas y en algunos casos incluso peligrosas. Grandes movimientos de tierras han abierto enormes desmontes como la  Gran Corta de Fabero, La Casilda en Tremor de Arriba o Carrasconte en Villablino. 




Me pregunto si ahora la reconversión de estas escombreras es el objetivo fundamental de las promesas de los políticos: un plan para hacerlas desaparecer sin más. Se promete empleo para estos años ¿y para un poco más allá? Sin el recurso energético del carbón (que dió dinero y empleo) y eliminando escombreras y todo vestigio minero: ¿cual será el porvenir para estas comarcas?
Tapando las escombreras desaparecerán fósiles del Carbonífero que habían quedado expuestos ante nuestros ojos gracias al esfuerzo de los mineros. La cultura del pasado podría ser la clave del futuro. Todo un mundo quedará de nuevo sepultado, esta vez no por obra de la madre Tierra y el paso de millones de años, sino por la mano del hombre, una vez explotados sus recursos.
Tapar escombreras se propone como una gran idea: no basta con acabar con la minería del carbón, es preciso sepultarla en el olvido....


jueves, 8 de febrero de 2018

PROF. ROBERTO WAGNER: "in memoriam".

El Prof. Roberto Wagner falleció ayer a los 90 años de edad en su querida Córdoba. Ante todo expresar nuestro sentimiento de pesar por la pérdida humana, de la persona entrañable, siempre dispuesta a escuchar y a dar ánimos. Era todo un carácter.
Tras este perfil humano tan cercano se escondía un grandísimo paleontólogo cuyo mundo Carbonífero exploró y al que dedicó toda una vida: se puede decir que la Paleobotánica era su vida.
Nacido en Indonesia , de origen holandés, quedó fascinado por nuestro país y es principalmente aquí donde desarrolló su carrera. Ha descrito y bautizado un gran número de especies paleobotánicas y ha realizado las más completas revisiones del Carbonífero que se han escrito en nuestro país. Consecuencia de sus innumerables expediciones por España, pero también por todo el mundo, ha reunido una impresionate colección de fósiles vegetales de todo el mundo, que se exponen en el Museo Paleobotánico de Córdoba, que él creó y dirijió.
Ha estado en numerosas expediciones en El Bierzo, describiendo géneros y visitando yacimientos. He tenido el placer de conocerle y tratarle. De él siempre me impresionó su aspecto de viejo profesor  con una mente joven e incansable, siempre abierto a todo lo que tuviera que ver con su mundo. Exigente y a la vez amable, iconoclasta y clásico a partes iguales: una persona que transmite y engancha.
Por suerte la comunidad científica le ha demostrado su agradecimiento por su inmensa labor en numerosas ocasiones. Su  gigantesco legado formará parte de la historia de la Paleobotánica.
Vaya esta foto en recuerdo  de una de las ocasiones en que tuve el placer de hablar con él en su despacho del Museo Paleobotánico de Córdoba.



viernes, 1 de diciembre de 2017

CARRASCONTE: un cielo abierto que se cierra.

Este fin de semana estuve en una de las minas a cielo abierto más grandes de Laciana. El paisaje que puede contemplarse desde lo alto es espectacular, con el incomparable marco de la Cordillera Cantábrica como telón de fondo. Todo este paisaje es un tratado de geología en sí mismo.
El carbonífero estefaniense que puede verse es muy completo, con gran cantidad de cortezas de diferentes licofitas, aunque la mina ha sido masivamente expoliada por su fácil acceso desde el fin de las actividades mineras.

Lo más llamativo de este carbonífero es la abundancia de un tipo de planta arbórea gimnospermofita poco común por lo general y menos en tal abundancia: se trata de Cordaites. Los restos de sus hojas acintadas están presentes en gran cantidad. Su fosilización resalta por su intenso color negro brillante que destaca sobre el tono rosado de las areniscas y cuarcitas.


Los restos de hojas de cordaitales se acumulan por doquier en grandes canchales, debido al impresionante movimiento de tierras que supuso acceder a las capas de carbón, algunas de las cuales superaban los dos metros de espesor. Para llegar hasta ellas fue necesario un impresionante desmonte que ha dado lugar  aetas enormes escombreras.


El trabajo minero ha dado lugar a la formación de algunas lagunas artificiales, algunas de ellas de gran tamaño.


Algunos troncos de licofitas se han preservado y pueden verse en el Aula Geológica de Robles de Laciana. En este caso se trata de un Syringodendron.


Este Aula Geológica, inaugurada hace poco, contiene un resúmen de la flora Estefaniense de Laciana y muestra algunos de los fósiles de plantas más característicos de Carrasconte.


Las obras de desmonte y restauración de esta mina a cielo abierto ya han comenzado y pronto este fabuloso espectáculo del carbonífero lacianiego desaparecerá de nuestra vista y con él este viaje a un tiempo tan fascinante como infrecuente: el carbonífero. Seguirá el inexorable destino de Fonfría y Feixolín: la restauración.

Y de fondo la incomparable silueta de la Cantábrica.